LANSING, MICHIGAN (LIMTV) - Una tradición divertida de verano para las familias es visitar las ferias locales y del condado de Michigan. Los expertos en salud del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Michigan (MDHHS, por sus siglas en inglés) desean que las personas conozcan el potencial de los cerdos en estos eventos para transmitir virus de la influenza que pueden enfermar a las personas y tomar algunas precauciones simples.

La influenza porcina es una enfermedad respiratoria en cerdos causada por virus de influenza tipo A que circulan regularmente entre los cerdos. Los virus de la influenza porcina no suelen infectar a los humanos, pero se han informado infecciones en humanos.

Cuando los virus de la influenza se propagan de los cerdos a las personas, se llama una variante del virus de la influenza. En 2018, 17 personas de seis estados, incluyendo tres de Michigan, se enfermaron con los virus de la variante de la influenza luego de tener contacto directo o indirecto con cerdos en ferias y exhibiciones. Desde 2010, se han reportado 466 casos confirmados a nivel nacional. Estas infecciones y las hospitalizaciones relacionadas han sido principalmente entre los niños; sin embargo, todos los grupos de edad han sido afectados.

Se cree que la propagación del virus de un cerdo a una persona ocurre de la misma manera que se propagan los virus de la gripe humana, principalmente a través de gotitas cuando los cerdos infectados tosen y estornudan. En algunos casos, una persona infectada por un cerdo ha contagiado el virus a otra persona. Las personas no pueden contraer la influenza porcina al comer carne de cerdo bien preparada o al manejar productos de carne de cerdo.

"Todos los cerdos, incluso los que parecen saludables, tienen el potencial de transmitir el virus de la influenza", dijo el Dr. Joneigh Khaldun, director médico general de MDHHS y director adjunto de salud. "Lavarse bien las manos antes y después de estar cerca de los cerdos lo protege a usted y su familia del riesgo de contraer el virus de la influenza y también ayuda a mantener a los cerdos saludables".

Los síntomas de la influenza porcina en las personas son similares a los de los virus de la gripe de temporada y pueden incluir fiebre, dolor de garganta y síntomas respiratorios como tos y secreción nasal y otros síntomas como dolores corporales, vómitos o diarrea. El período de incubación suele ser de unos pocos días, pero puede durar hasta 10 días. La enfermedad puede durar una semana o más.

Actualmente, no existe una vacuna humana contra la influenza porcina y la vacuna contra la gripe estacional no lo protegerá; sin embargo, los medicamentos antivirales, como Oseltamivir y Zanamivir, son efectivos en su tratamiento. El tratamiento temprano funciona mejor y puede ser especialmente crucial para las personas con una condición de alto riesgo.

Siga estos sencillos pasos para ayudar a mantenerse seguro alrededor de los cerdos:

• Abstenerse de comer o beber en graneros de ganado o anillos de exhibición.
• No lleve juguetes, chupetes, tazas, biberones, cochecitos o artículos similares a las áreas de los cerdos.
• Cualquier persona que tenga un alto riesgo de complicaciones graves de la gripe y que esté planeando asistir a una feria debe evitar los cerdos y los graneros porcinos.
• Evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca. Los gérmenes se propagan de esta manera.
• Evite el contacto con los cerdos si tiene síntomas de gripe.
• Si está enfermo, quédese en casa y no vaya al trabajo ni a la escuela hasta que termine su enfermedad.
• Evite el contacto cercano con personas enfermas.
• Cubra su nariz y boca con un pañuelo cuando tosa o estornude. Tire el pañuelo a la basura después de usarlo y lávese las manos.
• Lávese las manos frecuentemente con agua y jabón. Si no hay agua y jabón disponibles, use un desinfectante para manos a base de alcohol.