Por Equipo de Redacción


DETROIT, MICHIGAN(LATMITV)- Recientemente la Policía Estatal de Michigan) (MSP por sus siglas en inglés) informó que, a lo largo del estado, se realizaron 6,869 paradas de tránsito y arrestaron a 153 conductores ebrios durante la reciente campaña “Drive Sober o Get Pulled Over”.
Oficiales de los departamentos de policía, las oficinas del alguacil y los puestos de la Policía Estatal de Michigan (MSP por sus siglas en inglés) participaron en la operación que se llevó a cabo desde el 18 de octubre hasta el 4 de noviembre.
 "Los agentes de la ley de Michigan tienen cero tolerancias para los automovilistas impedidos por las drogas o el alcohol", dijo Michael L. Prince, director de la Oficina de Planificación de la Seguridad en las Carreteras (OHSP).
“En el otoño, se le advirtió a los automovilistas que condujeran sobrios o serían detenidos. Infortunadamente, no todos los automovilistas tomaron las decisiones correctas ".
De acuerdo con informes preliminares, oficiales emitieron 770 multas por exceso de velocidad y 53 por el no uso del cinturón de seguridad en adultos y niños, y adicionalmente hubo 64 arrestos por delitos graves.
En Michigan, es ilegal conducir, cuando la persona tiene una concentración de alcohol en sangre (BAC por sus siglas en inglés) de .08 o superior, aunque los automovilistas pueden ser arrestados a cualquier nivel de BAC, si un oficial de policía cree que están impedidos para conducir.
Los oficiales de policía del Departamento del Sheriff del Condado de Allegan hicieron una parada de tráfico a un conductor que tenía un nivel de alcohol en las sangre o BAC de .26, también realizaron una parada de tráfico a un automovilista por conducir con una licencia suspendida, y una parada de tráfico en la que se descubrió que el conductor tenía una posesión criminal de metanfetamina.
Así mismo, en el condado de Monroe, una persona pasó en su carro a un patrullero de la  MSP del Monroe Post mientras bebía de una botella de cerveza. Algo que es ilegal en Michigan. Cuando el patrullero realizó la parada de tráfico, se descubrió que la persona estaba en posesión de bebidas alcohólicas, las cuales estaban abiertas y que además estaba manejando mientras estaba impedida. Esa persona fue arrestada por ambos delitos. La campaña Drive Sober o Get Pulled Over fue apoyada con fondos de seguridad de tráfico federales y coordinada por OHSP.