Por Liliana Ospina
LANSING, MICHIGAN(LATMITV)-  Recientemente el Procurador General de Michigan, Bill Schuette informó sobre la condena a 20 años de prisión para Amber Speed de 41 años de Lansing, por dirigir una empresa criminal relacionada con el tráfico sexual de menores.


Speed fue sentenciado ante el juez Joyce Draganchuk en el tribunal de circuito del condado de Ingham.
Hace algunas semanas, la mujer fue declarada culpable por un jurado de un delito mayor de conducir una empresa delictiva por dirigir una red de tráfico humano compuesta por menores de edad del área de Lansing.

Al inicio del juicio, en marzo de 2017, Speed fue acusada originalmente de múltiples delitos. Sin embargo, en enero de 2018, se retiraron cuatro cargos y el jurado deliberó sobre los siguientes cargos:
Dos cargos de tráfico sexual menor (Delito - 20 años).
Dos cargos de Prostitución / Abuso (Delito - 20 años).
Un cargo de Prostitución / Aceptación de ganancias (Delito - 20 años).

Los cargos originales se derivaron de una investigación realizada por un policía de la Policía Estatal de Michigan (MPS por sus siglas en ingles), quien después de asistir a la capacitación de la trata de personas, se encontró con un caso de presunta trata de personas en la zona donde trabajaba.
Speed estaba llevando a cabo una operación de "acompañante", publicando anuncios para comercio de sexo en el internet para ella y para al menos otras tres niñas y mujeres jóvenes. Las víctimas eran menores de edad cuando ingresaron en la red de tráfico de personas. El delito de tráfico humano ocurrió entre el 2009 hasta aproximadamente 2014.

"La sentencia de hoy cierra este caso y saca a una persona peligrosa de la calle", dijo Schuette. "Este caso es un gran ejemplo de cómo la educación y la conciencia sobre la trata de personas marcan la diferencia. Quiero agradecer al patrullero del MSP por su diligencia en este caso", dijo Schuette.

"Nuestros policías están entrenados para reconocer la trata de personas. Este caso destaca cuán beneficioso es el entrenamiento", dijo el coronel Kriste Kibbey Etue, director de la Policía Estatal de Michigan.

De otro lado, otra investigación relacionada con el tráfico humano, liderada por la Fuerza de Tarea de Tráfico y Delitos de Explotación del Sureste de Michigan, reveló que se estaba llevando a cabo una operación de tráfico sexual desde principios de 2018 en Southfield y Redford.

Por lo tanto, el Procurador General de Michigan, Bill Schuette, presentó  múltiples cargos por delitos graves contra Kyren Faciane, de 22 años de Detroit y a Carlos Fox, de 39 años de Detroit, por la presunta operación de tráfico de personas.
Tanto Faciane como Fox fueron acusados de los siguientes delitos:
Dos cargos por trata de personas - Fuerza - Sexo comercial, delito de 15 años
Dos cuentas cada Prostitución / Aceptación de ganancias, delito grave de 20 años
Un recuento de cada una de las empresas delictivas - Conducta, delito mayor de 20 años

Agentes del grupo arriba mencionado, llevaron a cabo una operación encubierta en Southfield en febrero de 2018 que condujo al arresto de Faciane y Fox.
Luego de otras entrevistas con las presuntas víctimas en este caso, se descubrió que la presunta operación de prostitución era en realidad una operación de tráfico humano.
Al parecer, las víctimas fueron reclutadas, recibieron drogas altamente adictivas y luego fueron amenazadas con la fuerza para quedarse.

Faciane y Fox fueron detenidos bajo cargos menores el pasado 14 de febrero y posteriormente acusados en este caso mientras se encontraban bajo custodia. Ambos están tras las rejas.
Un cargo criminal es simplemente una acusación y los acusados se presumen inocentes hasta que se demuestre su culpabilidad.
"Las personas que se aprovechan de las mujeres jóvenes y las obligan a prostituirse son despreciables", dijo Schuette.